Nuevo Clase A

    ¿Por qué es tan especial la nueva Clase A? Lo mejor es que la pregunte directamente. La Clase A habla, entiende, piensa y causa una impresión asombrosamente humana.

    Todas las líneas de la nueva Clase A apuntan en una misma dirección: claridad sensual, nuestra filosofía de diseño. Las superficies son todavía más puristas y los detalles, más llamativos.


    Visualizador.


    Diseño del vehículo.

    La forma no sigue la función, sino el sentimiento. ¿Qué significa esto? Que se sentirá siempre a gusto en su interior. Así de sencillo.


    Interficie centrada en ti.

    Esta nueva interfaz de manejo intuitivo ha sido creada para una sola persona en todo el mundo: para usted. Por ese motivo es posible adaptar cada uno de los detalles a sus deseos, sus preferencias y su estilo de conducción. Basta con un movimiento de la mano en el panel táctil, en el volante o bien, por primera vez, también en la nueva pantalla táctil.

    Head-up-Display

    Gracias al Head-up-Display, el conductor de la nueva Clase A mantiene automáticamente la mirada dirigida al frente. Sin necesidad de desviar la vista del tráfico tiene ante sus ojos información sobre la velocidad actual, limitaciones de velocidad o indicaciones del sistema de navegación. El sistema proyecta en su campo visual toda la información relevante. Una imagen virtual y a todo color. Es posible adaptar la altura de la imagen y el contenido de la información, y guardar estos ajustes con la función de memoria. Para que no tenga que pensar de nuevo en este ajuste en el futuro.

    Panel táctil y pantalla táctil

    Imagínese que pudiera manejar todo un automóvil utilizando su dedo meñique. ¿No le parece algo perfecto? Nos permitimos presentarle el panel táctil, con el que puede ajustar casi todas las funciones. Por ejemplo, el sistema de navegación, o la iluminación de ambiente. La superficie sensible al tacto percibe incluso la escritura natural y reconoce su letra sin esfuerzo. Más sencillo y más directo es el manejo con la pantalla táctil. Aquí basta con un pequeño movimiento para iniciar una acción.