Clase G

    Hablar de la Clase G es hablar de un porte erguido y formas angulosas. Esto es, hablar de carácter.

    Líneas nítidas y tradición determinan el diseño exterior de la Clase G. Su carácter inconfundible se ha mantenido casi invariado a lo largo de decenios, y armoniza con la concepción robusta y la excelente aptitud todoterreno del vehículo. Esto se aprecia ya en el funcional frontal de la Clase G, con un parabrisas completamente plano. Las líneas diáfanas y grandes superficies planas determinan la vista lateral. Las dos ventanillas de gran superficie detrás son un detalle característico de la Clase G. Los umbrales laterales, la línea de cintura y el borde del techo son paralelos. La zaga se ensancha hacia abajo. El imponente revestimiento de los pasarruedas y el amplio ancho de vía confieren a la Clase G un carácter robusto visible. La llamativa rueda de repuesto se sujeta a la puerta posterior en el exterior.

    Clase G

    Clase G AMG

    Noticias AutoBeltran